Los Monasterios

Torre exentaEsta mañana hemos recorrido Santo Domingo de la Calzada, sus calles repletas de peregrinos caminantes y bicicleteros, parece que puede ser un buen plan para unas futuras vacaciones, al menos es un sueño para Pablo hacer el camino de Santiago en bici, tendré que pensármelo.

Patatas a la riojanaAntes de ir a San Millán de la Cogolla, nos tropezamos con un sugerente cartel que anunciaba menú a 8.50€, asi que nos desviamos, y llegamos a un pueblecito llamado Ciriñuela. Donde degustamos de primer plato patatas a la riojana; de segundo plato pechugas de pollo y/o pinchos morunos con patatas fritas; de postre manzanas asadas con caramelo; pan y vino tinto de la casa. Delicioso, con una atención muy buena y en un ambiente muy rural.

Con el buche lleno nos fuimos a visitar los Monasterios de Yuso y Suso, espectaculares monumentos que hacen que viajes a tiempos pasados. Elegimos bien la hora, alrededor de las cuatro de la tarde, para cuando terminamos la visita comenzaba a llenarse de turistas y nos gustó más disfrutar de estos lugares con poca gente.

San Millán de Yuso

A la tarde nos dirigimos a San Asensio a visitar bodegas, pero esto requiere un post a parte.

2 pensamientos en “Los Monasterios

  1. Hay que hacer lo de la bici, Lore. Sin duda. Mens sana in corpore sano: buenas viandas y a pedalear por donde iba el santo. ¡Enga!

  2. Bueno, lo de la bici, es algo que está ahí, lo tengo en mente y no lo descarto, pero necesito preparación física y mental.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.